Identificarse

Acceso Privado

Username
Password *
Recordar
Está aquí: InicioSanto PasoBiografías Autores

biografiaautores

 

a1 a2 a3

 

2010 760      La Hermandad de la Crucifixión del Señor de Medina de Rioseco procesiona el conjunto escultórico que simboliza el momento en el que Longinos a caballo hunde la lanza en el costado de Cristo en la cima del Gólgota. Representación religiosa iconografiada mediante la escena en la que aparecen, a los pies de Cristo crucificado, Nuestra Señora la Virgen María, María Magdalena y San Juan; el oficial romano Longinos montado a caballo, con la lanza entre las manos, y cuyas riendas están sostenidas por el mozo de riendas o mancebón, custodiado por dos soldados o sayones con lanza. El paso fue encargado a Andrés de Olivares Pesquera, en 1673, por la cofradía de la Quinta Angustia. El artista hizo las figuras de Cristo, Longinos a caballo, María, María Magdalena, San Juan y mozo. Las esculturas no gustaron al cabildo por lo que encargaron a Francisco Díez de Tudanca la valoración y posterior reforma, en 1675, aunque Olivares fue obligado a realizar varias modificaciones en el paso. Tudanca recompuso las figuras y añadió el mozo de riendas. Tampoco agradó a los hermanos por lo que se contrata a Tómas de Sierra, en 1696, para que aligere, de forma a las piezas, sustituya a la Virgen María, María Magdalena y a San Juan, y añada a la composición, fuera de contrato, otro soldado.

El paso de la Crucifixión del Señor o de la Lanzada que dio Longinos a Nuestro Señor Jesucristo, desde la modificación de Tómas de Sierra hasta la actualidad, no se conocen otras alteraciones sustanciales, salvo las comunes en conjuntos procesionales de estas características. La manipulación en las procesiones, ser llevado el pesado y voluminoso conjunto a hombros por veinte cofrades, sacarle de la capilla, en donde se venera durante el año, por una reducida puerta, en relación con el volumen del paso, deriva en tener que moverle a pulso, hasta el Corro de Santa María y elevarle de forma brusca y uniforme desde las rodillas hasta el hombro para procesionar, por las angostas e irregulares calles riosecanas, al atardecer del Viernes Santo.

 

 

fotosVisita nuestra galería fotográfica y descubre nuestra Semana Santa

videoRevive los momentos más emocionantes en nuestra Videoteca

juntalocalssayuntamiento

Free business joomla templates